Zaida, por las ruinas de Palmira 

Sabía que el camino iba a ser peligroso , cansado , incluso incierto , pero supo entender las señales.Zaida miró a través de la reja , esgrimió con sus pupilas el horizonte al alba. Bello , tan bello como una de esas postal para turistas de las que ojeaba en las galerías comerciales de su ciudad natal . Un escalofrío le hizo sentir el frío traidor de las mañana de marzo, volvió su cabeza para […]